CIUDADANÍA EUROPEA

En Europa, en los últimos cincuenta años se ha ido desarrollando un nuevo concepto de ciudadanía, el de “ciudadanía europea”, que supera los límites de los Estados existentes en el continente. Los ciudadanos de estos Estados, españoles, franceses, polacos, etc. Son también ciudadanos de la Unión Europea y ven reconocidos sus derechos cívicos en todos los países de la Unión. Incluso existen tribunales europeos que amparan y protegen a los ciudadanos de la Unión, si éstos consideran que en su país no se atienden sus justas reivindicaciones.

Parlamen_EUNo sólo eso, sino que en los últimos años, en concreto el 7 de Diciembre de 2000, durante el transcurso del Consejo Europeo de Niza, se proclama la Carta de Derechos Fundamentales de la Unión Europea que supone un gran paso en la historia de la Unión Europea, y en la que se recogen el conjunto de derechos civiles, políticos, económicos y sociales de los ciudadanos europeos y de todas las personas que viven en el territorio de la Unión.

La Carta supone un compromiso a favor de los derechos humanos, las libertades fundamentales y los derechos sociales de todos los ciudadanos europeos, que se concretan en los capítulos consagrados a la dignidad, la libertad, la igualdad, la solidaridad, la ciudadanía y la justicia.

El 12 de Diciembre de 2007 fue proclamada en Estrasburgo la Carta de los Derechos Fundamentales de los ciudadanos europeos, que entró en vigor el 1 de Enero de 2009. El documento recoge y amplía el texto de la Carta de derechos firmada en Niza. Respecto a ésta, las adiciones principales son: el reconocimiento de la dignidad humana como base de todos los demás derechos; el derecho a la integridad física y psíquica de la persona; la protección de datos de carácter personal; la libertad de las artes y las ciencias; el derecho de asilo; y los derechos del niño.

También son muchos en el mundo actual los que piensan que se debe ampliar el concepto de ciudadanía y conseguir una “ciudadanía mundial”, global. La idea de que todos los seres humanos son “ciudadanos del mundo” se encuentra cada día más extendida. En parte porque los instrumentos telemáticos de comunicación y los medios de transporte han hecho del mundo una “aldea” en la que todos los seres humanos se sienten próximos y viviendo en un mismo planeta. Pero, sobre todo, porque los “derechos humanos” se consideran como una conquista universal, válida para todos los habitantes de la Tierra y, por eso, son derechos que deben ser reconocidos en la legislación de todos los países.

(AA.VV. Filosofía y Ciudadanía. 1º Bachillerato. Editorial Laberinto. 2008).

ACFILOSOFIA usa cookies para darle un mejor servicio.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Saber más

Acepto